Apacentar…

2212 Rebaño.png“¡Señor, tú sabes que te amo! Tú sabes que no tengo ya otro deseo que pertenecerte por entero, que ser tuya en absoluto”.

Hija, ¿me amas? apacienta mis corderos.

Pronto…

2194_4413.PNG“¡Qué se conviertan todos Señor, que todos te amen! Pero pronto”.

Lira del Corazón, p. 156.

Confiarse a la bondad de Dios…

1594 asi“Cierto que tengo voluntad de santificarme, pero mi voluntad es débil, remisa, inconstante; debo pues confiarme a la bondad de Dios, para que él la vigorice, haga fecundas mis obras, y me de esa gracia eficaz, con la que cooperamos a su obra divina, con la que el alma coopera a la acción del Espíritu Santo en sí misma, y en muchas otras almas”.

Ejercicios Espirituales de 1941, f. 803