Así debe ser el sacerdote…

“Dar la luz para que brille en las tinieblas, ser portadores de la fe, del conocimiento de Cristo entre las gentes que viven en la obscuridad, de los sin fe, ser luz en las tinieblas, este es el sacerdote íntegro que trabaja siempre por los intereses de Cristo, viviendo y actuando como él en todo momento, reproduciendo en sí mismo la Vida, Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo, viviendo cada día el Misterio Pascual, con gran amor, sencillez, alegría, misericordia con los que se acerquen a él, dando la vida, conservando la fe en la doctrina, siendo luz que ilumine las mentes y corazones.”

Carta a un Misionero de Cristo sin fecha.

Anuncios

Misioneros de Cristo…

“¿Cómo era Cristo? ¿Cómo actuaba? ¿Cómo oraba? ¿Cómo platicaba con su Padre? esto es vivir el santo Evangelio, vivir la misma vida de Cristo ¿Cómo misionaba Cristo? así se debe formar el misionero, alegre, sencillo, con señorío como Jesús, tierno, sensible, amable, sufrir con los que sufren, dar la esperanza, dar la vida a cada momento”.

Carta a un Misionero de Cristo desde Roma el 7 de julio de 1980.