En este valle de lágrimas…

2568 Nuestra Madre.jpg“Mientras estemos en este valle de lágrimas, no podremos menos que sufrir; pero cuánto se ama el sufrimiento cuando se sabe que con él compramos almas y nos asemejamos a Aquel que sufrió y se entregó por nosotros”.

Escritos.

Anuncios

Del rezo del Rosario y la Virgen de Fátima…

2565 Captura de pantalla 2018-05-25 a la(s) 14.39.19.png“No se olviden de pedir a Nuestro Señor por la salvación de las almas. Por este mundo que corre a pasos agigantados hacia la ruina moral y que, según el mensaje de Nuestra Señora de Fátima, si no nos encomendamos y rezamos el Santo Rosario, Dios nos va castigar y no levemente”.

Carta colectiva dede Cuernavaca en marzo de 1959.

Dios sostiene sus obras…

2552 Captura de pantalla 2018-05-25 a la(s) 14.18.06.png“Una obra de Dios… ÉL sabrá sostenerla a pesar de la incapacidad de la que lo dirige, porque es suya. Él tuvo que morir en un terrible aparente fracaso y nada debía”.

Escritos.

Acompañar al Señor en su pasión…

2501 1965 dic. N.M. en Roma prof..jpg“Acompañando a nuestro adorable Redentor en su dolorosa Pasión, el alma sacará de esa fuente inagotable la fuerza que necesita para no desmayar en los sacrificios que a diario tiene que imponerse por la salvación de las almas”.

Experiencias Espirituales.

Por la salvación de las almas…

2380 oct. En el barco con las nov. a Japón.jpg“Que seamos ambiciosos por la salvación de las almas y para eso debemos aprovechar grandes y pequeñas acciones”.

Carta a una religiosa el 11 de febrero de 1953.

Para gloria de Dios y salvación de las almas…

2373 IMG_20130930_101408_798.jpg“Todo para gloria de Nuestro Señor y de su Madre Santísima, bien de mi alma, conversión de pecadores e infieles, preservación de la infancia y juventud, y santificación de los sacerdotes”.

Ejercicios espirituales de 1943.

Entrañas maternales…

2367 En Roma.jpg“Ah Jesús, siempre he sentido entrañas maternales… para salvarte muchas almas, ya que tienes la dignación de hacernos cooperadores tuyos en la grande obra de la Redención”

Ejercicios Espirituales de 1933.